13 sept. 2011

HAL Malaka, terminado


Aunque en las últimas semanas me he volcado casi por completo en el punto y el ganchillo, no podía dejar sin acabar el fantástico HAL que ha organizado Mamen en su blog: y después de un fin de semana intensivo de festón aquí está ya terminado y luciendo sobre mi cómoda. 


Es un diseño precioso, ¿verdad?

11 sept. 2011

Tejiendo, tejiendo...

De vuelta al cole, perdón, al blogueo después de varios días desconectada por culpa de una inoportuna subida de tensión en casa que me ha dejado sin portátil... Agosto ha sido productivo especialmente en cuanto a trabajo tejeril, como se ve por los trabajos que he ido terminando:

Un Haruni, el primer chal "grande" que hago, con lana Malabrigo Sock, de la que estoy totalmente enamorada.

Esta es una bufanda-estola que tejí para el cumpleaños de mi cuñada, también en lana Malabrigo, esta vez Lace; creo que le gustó, yo por lo menos quedé contenta...

Y por curioso que parezca, diría que este es mi trabajo favorito de los tres: un amigurumi a ganchillo, también el primero que hago (hay que ver la de cosas que he aprendido desde que he vuelto a las agujas de tejer) y que ha sido un regalo para mi sobrina, pero no descarto hacerme uno para mí...
En todo caso, lo más relevante de este mes de agosto pasado ha sido (aparte de mis vacaciones en Lisboa, de las que aún no tengo las fotos) el inesperado revuelo organizado en Valencia gracias a la idea de algunas de mis compañeras de Valencia Knits de organizar un Urban Knitting forrando los bolardos de la céntrica Plaza del Negrito. El acto tuvo una inesperada repercusión mediática: los bolardos aparecieron en toda la prensa nacional, en las televisiones locales, se habló del tema en la radio y hasta el alcalde en funciones comentó el tema... Yo no participé porque se organizó antes de llegar yo al grupo, y además en esas fechas no estaba en la ciudad, pero sí estaba algunas de las ocasiones en que la prensa se acercó a las quedadas de Valencia Knits y salí en los periódicos (qué vergüenza madre...). 

Foto aparecida en Globedia
Ahora, a esperar el próximo Urban Knitting, y mientras, a seguir tejiendo, mi cola de proyectos en Ravelry ya empieza a ser kilométrica...